De Birras con Super Smash Bros. Melee

La serie Juegos y Birras, después de dejar el listón muy alto con TimeSplitters 2, vuelve a la carga con un clásico imprescindible del multijugador local de GameCube: Super Smash Bros. Melee (Melee para abreviar), otro videojuego que no puede faltar en una quedada para jugar a videojuegos con los amigos. En mi circulo de amigos Super Smash Bros. Melee siempre ha sido un referente del multijugador local, otro de los videojuegos que nunca pueden faltar cuando nos reunimos.

Melee 2

¿Por qué Melee y no otra entrega de la franquicia? Siempre he pensado que Melee, por sus características, ha sido el punto de inflexión de la saga Super Smash Bros. Su antecesor, Super Smash Bros. de Nintendo 64, siempre me parece deficitario en jugabilidad y con unos gráficos muy limitantes. Su sucesor, Super Smash Bros. Brawl de Wii, después de jugar Melee, me parece demasiado «artificial» con adiciones como los ataques definitivos o «Smash Final», que desde mi punto de vista estropean la jugabilidad, y con la introducción de personajes «Third Party» como Solid Snake que no pegan ni con cola y que pienso que rompen un poco con la magia que habían conseguido en Melee. Al final todo esto me hace pensar en Brawl como si se tratase de la segunda parte mala de una película que sería Melee. De Super Smash Bros. Ultimate no opino porque no lo he jugado.

Melee supuso la culminación de la gran idea que tuvo Nintendo con Super Smash Bros. de Nintendo 64. Reunir a las principales figuras emblemáticas de Nintendo en un juego de lucha en el que prima la diversión y se da un gran peso al multijugador pienso que es uno de los principales aciertos que ha tenido Nintendo a lo largo de su historia. Este crossover entre las principales franquicias de Nintendo siempre ha sido la delicia de los aficionados de Nintendo y pienso que, aunque no es mi caso porque a mi también me gustan la mayoría de estas franquicias, es un videojuego que por sus características no necesariamente hay que ser un aficionado a los juegos de Nintendo para poder disfrutarlo.

Melee incluye 26 personajes controlables, cada uno con una forma de juego única y con unos movimientos característicos, procedentes de las franquicias de Nintendo (Por ejemplo Samus, Link, Mario, Pikachu…). De estos personajes solamente 15 están disponibles de forma inicial mientras que los 11 restantes se tienen que desbloquear superando distintos retos dentro del videojuego (Que grandes eran los videojuegos de lucha en la época en la que había que jugar para desbloquear a los personajes no como en la actualidad que se compran por DLC). La misión de desbloquear a todos los personajes, algunos realmente complicados como Ganondorf o Mewtwo, aumentaba más la diversión que ofrecía el juego y se convertía en una auténtica competición el conseguir la partida de Melee más completa dentro del grupo de amigos. Además de los personajes, el videojuego incluye una gran cantidad de novedades si lo comparamos con su versión anterior en cuanto a escenarios, objetos, modos de juegos para un solo jugador y multijugador…

Melee 4

Los modos de juego son otro de los puntos fuertes de Melee. En Melee se invierte mucho en las modalidades de un solo jugador que incluyen minijuegos (Home Run Contest, Target Test, Multi-Man Melee…), un modo Aventura, que lleva al personaje por distintos mundos predefinidos de las franquicias de Nintendo y, mi modo favorito, el Event Match, que consiste un conjunto de 50 retos que hay que completar para obtener a todos los personajes y para desbloquear el reto 51 que contiene la «Batalla Final» del juego, un enfrentamiento de locura 1 Vs 3 en el que el jugador tiene que derrotar a un equipo conformado por Mewtwo, Ganondorf y Giga Bowser. Además, Melee incluye un sistema de «Trofeos» coleccionables sobre personajes, objetos, escenarios… todos del mundo de Nintendo. Todas estas funcionalidades para un jugadores contribuyen a aumentar la vida útil del juego. Aunque la finalidad de esta serie es hablar del multijugador quería dedicar estas líneas a la modalidad de un jugador por la «adaptabilidad» que tienen estos modos a nivel multijugador. Era frecuente que utilizando el método de «una partida y pasas el mando» mis amigos y yo nos picásemos a ver quien lanzaba más lejos el saco de arena con el bate, quien rompía las dianas en el menor tiempo o quien conseguía llegar más lejos con los Event Match.

Melee 1

Por último el multijugador. Las mejoras técnicas tanto a nivel gráfico como sonoro así como las mejoras de jugabilidad y la inclusión de infinidad de novedades respecto a su antecesor de Nintendo 64 hacen que el modo multijugador, aunque presenta comparte la esencia de Super Smash  Bros. N64, sea muchísimo más divertido que el de su predecesor. La posibilidad de personalizar cada partida un gran numero de elementos: personajes, escenarios y, especialmente, aquellos relacionados con los objetos que aparecen en medio de los combates como las PokeBall o las conchas de Koopa, hacen que cada partida sea distinta y que se disfrute cada combate de forma diferente. Con todo ello estos combates de hasta cuatro jugadores mediante multijugador local se convierten en realmente frenéticos.

Melee 5

Y poco más se puede decir de Super Smash Bros. Melee salvo que es un videojuego que se ha de jugar porque por escrito las palabras se quedan cortas. Junto con TimeSplitters 2 otro videojuego imprescindible para jugar una «pachanga» con los amigos y, os aseguro, todavía muy presente cuando quedamos mis amigos y yo para echar alguna partida en casa de alguien como en los viejos tiempos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s